fbpx

CORAJE ANTE EL CAOS.

Inmersos en el caos… No se trata de la crisis económica,  social,  política, o sanitaria. Se trata de la crisis. La crisis de hoy,  en y desde todos sus géneros.

No es el mejor momento para animar a alguien a ser «feliz», a observar la vida en colores o a disfrutar del día a día sin miedos, sin inquietud e incertidumbre, evidentemente, no lo es.

Pero es el momento de, humildemente, advertir que, sólo aquel que rompa hoy sus miedos, eleve su conciencia emocional, regule y controle sus estados de ánimo siendo capaz de ser la persona que realmente quiere ser y no la persona que el otro o la sociedad le invita a ser, no solo va a conseguir sobrevivir, sino que va a conseguir abastecerse del éxito que se proponga.

Hemos nacido para sobrevivir, si nos queda ilusión para además ser «felices», es decir, disfrutar de las maravillas de este mundo siendo quienes realmente somos, debemos ir a por ella, por sí sola, la felicidad, no va a llegar. Debemos buscarla, saberla encontrar. Nadie más que nosotros mismos podemos concedérnosla.

Debemos aprender a no negar las crisis, así como las situaciones adversas que se nos presentan a menudo,  aprovechando  las oportunidades que misteriosamente nos ofrecen. Los acontecimientos más desagradables y desafortunados son los que nos hacen crecer y escalar peldaños hacia nuestro propósito, hacia nuestra Causa Justa, la causa que da sentido a nuestra vida. No escondamos el ala, no pongamos excusas, enfrentémonos a ellas con coraje y determinación. Si sabemos dónde vamos y conocemos el camino, por difícil que éste se presente, llegaremos.

Aunamos nuestro raciocinio, nuestro intelecto, la experiencia que la vida nos ofrece, a nuestro talento emocional y empático, talento que todos poseemos y que todos podemos elevar. Pongamos en marcha la creatividad de la que disponemos y ofrezcamos nuestra fortaleza a partir de nuestro talento individual, único, al servicio de los demás. Todos poseemos un talento individual, aunque muchos no sabemos detectarlo, no lo encontramos,… más sencillo es despreocuparse y permanecer en zona confort que averiguar talentos y tomar decisiones, mejor decidan  los demás por nosotros, más cómodo.  No nos dejemos abatir por el conformismo y la comodidad. Si cada uno de nosotros sirviera a la sociedad a partir de su talento individual, el mundo sería otro, cuanto menos, tú serías libre.

Las crisis llegan de la mano de las emociones. Impulsos que estimulan nuestra mente procesando sentimientos, pensamientos y estados de ánimo que nos llevan a reaccionar presentándonos tal y como somos,  en muchas ocasiones, no como queremos ser. Si nos ocupamos de elevar nuestro cociente emocional, asegurándonos de quienes queremos ser y en consecuencia actuando con la asertividad y la resiliencia convenida, avanzaremos hacia nuestro propósito con orgullo, valentía, persistencia y determinación.

Sólo las personas valientes llegan a ser personas de éxito. ¿Éxito? Sí, personas que se dirigen hacia su propósito siendo quienes realmente quieren ser, enfrentándose a sus miedos, escalando peldaños a partir de las oportunidades derivadas de los errores, de los fracasos, disfrutando de lo bello que tiene el vivir en un mundo inmerso en el caos.

Tú también permaneces a este mundo, tú decides la vida que quieres vivir.

TALLER: TU CAUSA JUSTA.

anna@annamatas.com      www.annamatas.com    #allowyourmindtobetrained