fbpx

CALIDAD EMPRESARIAL.

Cualquier empresa es el resultado de aquellas personas que la crean y/o la dirigen.

Cuando estas personas funcionan de forma saludable, trabajan por la excelencia y el beneficio para los empleados y la compañía.

Por el contrario, cuando las personas que crean y/o dirigen la empresa funcionan de forma malsana, trabajan por el ánimo de lucro, importa más el resultado que la forma de obtener el resultado.

La empresa está sana o enferma dependiendo de la salud de los miembros del equipo directivo.

Es la relación de los unos con los otros donde debemos tejer la inteligencia emocional desde un paradigma de confianza, en lugar de un paradigma de miedo.

Cuando eres consciente de algo es cuando tienes la opción de mejorarlo o cambiarlo.

Es del todo importante que los líderes de empresa sean conscientes de su propia personalidad y de la personalidad de los miembros de su equipo.

Sin duda, los seres humanos no podemos NO comunicar. Es imposible. Aunque estemos en silencio, permanezcamos inmóviles o tratemos de aislarnos del mundo, aún así comunicamos. Cualquier movimiento, gesto, sonido…, pone de manifiesto y habla de nosotros de una forma u otra.

En la empresa debemos construir calidad y esta solamente se construye desde la conciencia, desde el conocimiento de cómo somos y de cómo son los demás.

Comprender la personalidad del otro es una cuestión clave para la creación de una sana y resultativa empresa.

Aseguremos la calidad humana de nuestro equipo a través de la conciencia y la confianza para un beneficio íntegro. A tener en cuenta:

  • Diagnóstico de la personalidad del sistema.
  • Diagnóstico de definición del sistema.
  • Pronóstico: cultura empresarial. Fortalezas y debilidades.
  • Definición de objetivos.
  • Plan de acción

¿Cómo son nuestros directivos?

Atendamos a las distintas posibles personalidades del ser humano y tengamos claro como líderes de equipo qué debemos evitar y qué debemos hacer con aquellas personas que dirigen nuestra empresa.

Posibles personalidades del ser humano:

  • Sociable-empático.
  • Metódico-perfeccionista.
  • Creativo-rebelde.
  • Líder-promotor.
  • Perseverante-tenaz.
  • Meditativo-soñador.

Cada individuo presenta un perfil de personalidad más dominante, un perfil que con atención y conciencia tu mismo puedes determinar. Una vez determinas el perfil de la persona puedes prever sus reacciones cuando las cosas van a su favor o en su contra. Según el perfil dominante del individuo puedes saber qué debes hacer y qué debes evitar para conseguir elevar su autoestima y su motivación, facultades que elevarán el potencial del individuo y de la compañía.

Si eres capaz de perfilar y ser consciente de tu perfil de personalidad serás capaz de perfilar la personalidad de los demás proyectando en ellos lo más conveniente en el momento oportuno.

Tejer inteligencia emocional en la empresa es trabajoso, pero es del todo recomendable para todo líder que desea gozar de bienestar y de excepcionales resultados.

PERFILES DE PERSONALIDAD: ¿Cuál es tu perfil dominante?, ¿cómo actúas cuando estás tranquilo y en paz contigo mismo?, ¿cómo sueles actuar en estado de alerta o de estrés?

Si te interesa la calidad de tu empresa y consideras que es a partir de la calidad y del talento del individuo que tu empresa obtiene buenos resultados, no dejes de leer “INSIGHT. El epicentro empresarial”.

Anna Matas

anna@annamatas.com

www.annamatas.com