fbpx

SI TU EMPRESA VA A SEGUIR CRECIENDO DE LA MANO DE LOS TUYOS, PROTOCOLO DE SUCESIÓN DE EMPRESA FAMILIAR.

La mayoría de las empresas familiares mueren por no saberse gobernar. La dirección y administración de la empresa debe derivar de la confianza, la conexión y la colaboración del equipo de los socios para que la empresa crezca y se desarrolle de generación en generación.

En una segunda generación, ya no hay un jefe, el equipo debe ser el líder, el liderazgo debe ser compartido. La falta de alineación hacia un propósito común puede llegar a resultar un “cáncer empresarial”. Si el equipo no tiene un propósito claro común, no podemos hablar de equipo. Tanto empresa, como familia, dependen del equipo, por lo tanto, la empresa familiar requiere de un equipo por partida doble. O equipo o fracaso. Pongamos en marcha la interdependencia entre los socios y sigamos disfrutando de la trayectoria empresarial de nuestra compañía generación tras generación.

Has triunfado de y con tu empresa, iniciaste de joven un negocio que pasó a ser empresa, has disfrutado del recorrido aprendiendo de los errores y de las adversidades.

Ahora necesitas dar un pasa al lado, has preparado a tus hijos para ser personas emprendedoras, perseverantes y tenaces a través de tu ejemplo y de tu liderazgo. Ahora ellos están dispuestos a coger el mando; con miedo, inquietud e incertidumbre, aunque pensando que, si su padre empezó de cero, ellos con un recorrido hecho y victorioso van a lograr seguir avanzando y conseguir nuevas metas, nuevos propósitos enfocados en la innovación y el desarrollo, provocando nuevos éxitos.

Si eres empresario, fundador de tu negocio y todavía no has elaborado unas normas para que tu empresa siga creciendo aún sin estar tú,  no tardes en preparar junto a tus sucesores un claro, sencillo, aunque riguroso protocolo de sucesión de empresa familiar. Eres el fundador, quien, con una mirada positiva, inteligencia constructiva, voluntad y tus propios valores has conseguido tu fin,  ahora toca consensuar junto a quienes van a ser tus socios, tus hijos, un conjunto de normas de dirección y administración que aborde la trayectoria empresarial de hoy en adelante de forma alineada y consensuada. Unas reglas de juego propias para tu empresa. A través de unos valores propios, estrategias a largo plazo, condiciones de continuidad y estabilidad y la voluntad de dejar un legado muestra y puntualiza una manera de trabajar conforme a tu conocimiento y experiencia.

Los protocolos familiares no se copian. Cada familia debe crear su propio compendio de acuerdos y reglas. El protocolo de sucesión empresarial es “un traje a medida”.

Fundador, no te inquietes, un protocolo de suscesión no significa tu jubilación, significa delegar a tus hijos, importantes responsabilidades mientras tu estás fuerte y lleno de energía para disfrutar de tu vida madura, mientras supervisas a distancia relativa las actitudes y reacciones profesionales de tus sucesores, tus queridos hijos.

La mejor manera de predecir el futuro es crearlo”. Peter Druker

“La planificación a largo plazo no es pensar en decisiones futuras, sino en el futuro de las decisiones presentes” Peter Druker

PROTOCOLO DE SUCESIÓN DE LA EMPRESA FAMILIAR: estructura y contenido.

Mediadora: Anna Matas, coach empresarial.

anna@annamatas.com

www.annamatas.com