fbpx

EDUCACIÓN FINANCIERA

LA ESCUELA NO ES EL FINAL, ES EL PRINCIPIO. Las oportunidades van y vienen, se hábil a la hora de tomar decisiones. «Si quieres algo trabaja para conseguirlo, no hay más».
A todos nos gusta vivir bien, ser ricos, poseer activos, aunque muchos, la gran mayoría, no hacen nada para conseguirlo. Serás pobre si no rindes. Decide qué deseas y se firme en tus decisiones inmediatas para conseguirlo.
La vida nos habla dándonos empujoncitos. Cada empujón , si lo aprovechamos resulta un peldaño hacia el triunfo, si no una barrera más hacia nuestro progreso personal. «Lucha, no te rindas». Deja de culpar a los demás por tus errores, por tus inseguridades y debilidades y, crece y conviértete en una persona sabia, joven y rica. Impide que tu miedo sea superior a tu emoción de obtener lo que deseas.
El verdadero aprendizaje exige energía, pasión y un deseo ardiente. Si estás preparado para ser flexible, para mantener la mente abierta y para aprender, te será más fácil hacerte con tu deseo de ser rico a pesar de la rudeza de las adversidades y los cambios.
En nuestro sistema escolar los alumnos terminan la escuela prácticamente sin cimientos financieros. En mucho de los casos vence el miedo al deseo, eso ocurre por falta de educación financiera. Se nos educa para ser empleados, no para ser ricos. Pero tu sabiduría y tus aprendizajes, tus deseos y tu voluntad están en tus manos; llena los bolsillo de activos y no abuses de los pasivos. No es tan importante aprender a ganar dinero cómo aprender a manejarlo, es decir a tener una activa aptitud financiera. ¿Qué haces con tu dinero cuando lo recibes?, ¿Cómo evitas que otros te lo quiten?. Aprende a conservar tu dinero por más tiempo y haz que el dinero trabaje intensamente para ti.
Activos: negocios que no exigen nuestra presencia, acciones, bonos, notas de deuda, bienes inmuebles que generen ingresos, derechos de autor, cualquier cosa que tenga valor y para la que haya un mercado dispuesto a comprarla en cualquier momento.
Sea cual sea tu posición social no dejes nunca de estar al tanto del destino de tus recursos. Deja que te asesoren, no permitas que te aparten. La inteligencia financiera es la sinergia que conforman estas cuatro habilidades indispensables: contabilidad, inversiones, comprensión de los mercado y la ley.
Como padres debemos educar, influir y predicar con el ejemplo. Es importante que los jóvenes busquen trabajo para aprender y no para ganar dinero. Antes de elegir una profesión deben pensar en las habilidades que desean adquirir.
Habilidades que no pueden faltar: ventas y marketing. La habilidad de vender, es decir de comunicarte con otra persona es la base del éxito personal. Las habilidades de comunicación como: escribir, hablar y negociar son fundamentales para tener una vida llena de triunfos.
Un propósito es una combinación de los «sí quiero» con los «no quiero». ( Ej: «no quiero ser un empleado, quiero tener el control de mi tiempo y de mi vida»).
«La principal diferencia entre una persona rica y una pobre o mediocre es la forma en que manejan el miedo». Todos tenemos miedo, y está bien tenerlo, lo importante es saber cómo manejarlo.

«Padre rico padre pobre» Robert T. Kiyosaki

FORMACIÓN: AFRONTAR EL MIEDO AL FRACASO Y AL RECHAZO: factores que siempre impiden tener éxito.

anna@annamtas.com www.annamatas.com

#allowyourmindtobetrained